Hidritec

Descalcificadores

Escrito por hidritec 13-01-2015 en tratamiento de agua. Comentarios (0)

La dureza cálcica es el parámetro que mide la cantidad de carbonato cálcico presente en el agua medida normalmente en grados franceses, se dice que un agua con poca dureza es un agua blanda mientras un agua con excesiva dureza resulta ser un agua dura.

Los descalcificadores o ablandadores son equipos formados normalmente por una botella fabricada en poliester reforzado en fibra de vidrio con un relleno de resina catiónica. Mediante un proceso de intercambio iónico la resina es capaz de retener los iones de calcio presentes en el agua sustituyéndolos por iones sodio. Para ello, es necesario un depósito auxiliar que se mantendrá en todo momento con un cierta carga de sal.


El propio equipo se ocupará de forma totalmente automática de mantener una salmuera líquida. Periódicamente, mediante una válvula automática programable, un venturi realizará una aspiración durante un tiempo determinado una vez que el programador determine que la resina está saturada y necesita regenerarse. De forma previa a la aspiración de salmuera, la válvula ejecuta de forma automática un contralavado de la resina y posteriormente un enjuague para eliminar los restos de agua salada. Es por tanto necesario disponer de un desagüe cercano al punto de instalación.

Durante este proceso se impide el paso de agua descalcificada, por ello, cuando no existe un tanque pulmón aguas abajo del equipo, es necesario un sistema dúplex de doble botella con funcionamiento en alternancia, asegurando así un suministro ininterrumpido de agua descalcificada.

Por otra parte es necesasario y clave para optimizar el funcionamiento del descalcificador una correcta programación de la válvula. Generalmente ésta suele ser de dos tipos: cronométrica y volumétrica. 

Con la válvula cronométrica se establecen los periodos de regeneración escogiendo las horas adecuadas y los días de la semana. Con un cálculo del caudal de agua utilizado y la dureza puede calcularse el tiempo necesario para la regeneración mediante el parámetro de poder de intercambio iónico suministrado por el fabricante del equipo.

Finalmente la válvula de tipo volumétrico incorpora un pequeño caudalímetro en el descalcificador. Programando el valor medido de dureza y el parámetro de poder de intercambio iónico del descalcificador el programador calcula el volumen necesario antes de la saturación. Una vez que el caudalímetro acumula este volumen, el motor de la válvula acciona de forma automática el proceso de lavado, regeneración y enjuague.

Para más información del funcionamiento de una válvula volumétrica te invitamos a seguir este vídeo tomado en nuestra instalación de Fiesta Palladium (Punta Cana)

Vídeo acerca de la programación de la válvula de un descalcificador


También te invitamos a visitar nuestra página con más información sobre nuestros equipos:


http://www.hidritec.com/hidritec/descalcificadores

Tratamiento terciario para reutilización de agua de residual

Escrito por hidritec 09-12-2014 en Ingeniería. Comentarios (0)

Hidritec se encuentra en estos momentos con la instalación del tratamiento terciario de la EDAR de Frieres en Asturias para la constructora Tragsa. Mediante un tratamiento terciario del agua residual consistente en una filtración y una desinfección puede reutilizarse el agua para operaciones de riego, baldeo y lavado.

En este caso el proyecto consta en primer lugar de una filtración por anillas. De esta forma se reduce el contenido de sólidos en suspensión del agua tratada mejorando la calidad de la misma y la eficacia de la segunda fase, la desinfección por ultravioleta. 

Cabe destacar, que  los filtros de anillas son más adecuados para agua residual que una filtración por sílex debido a que la presencia de carbonato cálcico en el agua unida al efecto de las bacterias anaeróbicas que puedan estar presentes en el vertido produce yeso. Este fenómeno puede originar problemas de compactación en los filtros de arena dificultando el mantenimiento de la instalación.

Mediante la desinfección por radiación ultravioleta conseguimos la esterilización del efluente residual depuradora confiriéndole unas cualidades de aptitud para su reutilización.

Por motivos de seguridad en el almacenamiento del agua tratada se mantiene un pequeño nivel de cloro libre antes de su bombeo mediante el grupo de presión adecuado para el uso pertinente dentro de la propia instalación.

Para más información que mejor que echar un vistazo a este vídeo de la instalación que Hidritec realizó en la EDAR municipal de Grado (Asturias) también para Tragsa. 

Vídeo de instalación


Síguenos en Twitter, Google+, Facebook y Linkedin

Escrito por hidritec 19-11-2014 en Redes sociales. Comentarios (0)

Te invitamos a que nos sigas en las redes sociales donde podréis encontrar información actualizada de nuestros productos y servicios, vídeos, información técnica, fotos y noticias


TwitterGoogle+facebooklinkedin

El cloro como desinfectante en plantas potabilizadoras

Escrito por hidritec 09-07-2014 en Ingeniería. Comentarios (0)

La  cloración del agua es el sistema más eficaz y utilizado en los métodos de desinfección de agua potable debido a la persistencia del agente desinfectante, siempre y cuando, los mismos se complementen con los adecuados tratamientos de preoxidación con el objetivo de evitar la aparición de trihalometanos y compuestos organoclorados.

El uso común del cloro como agente desinfectante se puede encontrar en tres formas más habituales, cada una de ellas con sus ventajas y desventajas, por lo que deberá ser importante la correcta elección del producto químico a utilizar en cada caso:

  • Cloro gas: En este caso el cloro se suministra en botellas en su forma elemental. La ventaja fundamental, en caso de decirnos por esta opción, consiste en la eficacia de dosificación ya que por cada gramo de cloro gas inyectado en el agua obtenemos un gramo de cloro libre debido a encontrarse el desinfectante en su estado natural. Otra ventaja adicional es que la adición de cloro gas en el agua no implica un aumento de pH y su consecuente reducción de eficacia desinfectante. Como gran desventaja hay que destacar especialmente su peligrosidad en caso de fugas lo que deja esta opción como viable sólo para estaciones de tratamiento de agua potable con una capacidad alta y que requieran una gran cantidad de producto minimizando los costes logísticos.
  • Hipoclorito cálcico. Se trata de un producto sólido y estable lo cual facilita su transporte aunque es importante considerar que el mismo debe efectuarse en condiciones especiales y refrigeradas debido a su capacidad de explosión. Evidentemente, su eficacia es mucho menor que la del cloro gas debido a que el peso molecular del cloro solo representa una parte del total de la molécula de hipoclorito cálcico. La gran desventaja del hipoclorito cálcico es que en primer lugar es necesaria su dilución en plantas de preparación provistas de agitadores. Además, produce un incremento del pH y de la dureza del agua.
  • Hipoclorito sódico. Posiblemente el agente más utilizado en plantas de tratamiento de agua potable. Se encuentra en estado líquido por lo que resulta fácil de dosificar. Al igual que el hipoclorito cálcico, presenta un rendimiento muy inferior al cloro gas, no obstante, por lo general es un producto económico y su manejo resulta sencillo, no siendo necesario ningún tipo de sistema de preparación con agitación. Como gran desventaja además de producir un aumento de pH hay que destacar que es un producto que se degrada con facilidad no siendo viable un almacenamiento superior a tres meses. Este problema dificulta en exceso cualquier tipo de exportación de hipoclorito sódico resultando en ocasiones complicado conseguirlo en ciertos países que no dispongan de producción propia.

Como resumen, el hipoclorito sódico suele resultar en plantas de tratamiento de agua potable de tipo medio la mejor solución y más económica en países productores de este producto químico. No obstante, en el resto de regiones, el coste del producto químico se dispara y en ciertas ocasiones la efectividad está muy reducida debido al transporte y las altas temperaturas.

Como alternativa a la utilización de los productos químicos anteriormente mencionados cabe considerar la producción de hipoclorito sódico in situ a partir de electrólisis de salmuera. El coste del producto químico así como su transporte y manipulación se sustituye por el coste energético y de la cantidad de sal necesaria (producto económico y de fácil acceso en cualquier tipo de mercado).

La generación de cloro in situ evita cualquier tipo de degradación del producto debido a que se evita el almacenamiento. Esto provoca un aumento en el rendimiento de dosificación y una mejora en la estabilidad del mismo.

En nuestra próxima entrada hablaremos de la tecnología de generación electrólitica de hipoclorito sódico. 

Para saber más

Plantas compactas de tratamiento de agua potable

Escrito por hidritec 19-06-2014 en General. Comentarios (0)

Hidritec fabrica y distribuye plantas compactas de tratamiento de agua. Podemos destacar los siguientes puntos de importancia para nuestros sistemas:

  • Estaciones compactas que faciliten el transporte reduciendo los costes de inversión.
  • Plantas de tratamiento sencillas de fácil manejo por personal no cualificado que minimicen cualquier tipo de problema o avería
  • Como objetivo se pretende minimizar el uso y empleo de productos químicos mediante sistemas simples y alternativos, como por ejemplo la generación de cloro a partir de salmuera mediante un proceso de electrólisis
  • Plantas fijas en contenedor o bien instaladas sobre una bancada para satisfacer el consumo de agua de poblaciones o bien plantas móviles para la distribución y suministro de agua en caso de emergencias o aquellas situaciones en las que exista una dificultad en la distribución de agua potable.